Que el Mediterráneo inspira a Marc Roca y a todo su equipo, queda claro con el nombre de su restaurante, BLAU…Un espacio que cocina lo que a diario le ofrecen los mercados barceloneses