Miguel Ángel Jiménez, disfrutando de una de sus pasiones, el esquí, se ha «roto» y estará alrededor de cinco meses de baja tras sufrir una seria lesión en su pierna derecha